masa de tarta salada con aceite casera

Masa de tarta salada con aceite: sorprende con tu habilidad culinaria

Si estás buscando una alternativa deliciosa y saludable para tus recetas de tartas saladas, la masa de tarta salada con aceite es una excelente opción. A diferencia de la tradicional masa de tarta hecha con manteca o mantequilla, esta versión utiliza aceite de oliva como ingrediente principal. Esto le da a la masa un sabor único y una textura más ligera y crujiente.

La masa de tarta salada con aceite tiene muchos beneficios. En primer lugar, es una opción más saludable ya que el aceite de oliva es rico en grasas saludables y antioxidantes. Además, al no utilizar manteca o mantequilla, la masa es apta para personas con intolerancia a la lactosa o que siguen una dieta vegana. También es más fácil de hacer, ya que no requiere refrigeración previa ni cortar la manteca en trozos pequeños.

Ingredientes necesarios

Para hacer la masa de tarta salada con aceite, necesitarás los siguientes ingredientes:

Harina

  • 250 gramos de harina común

Aceite de oliva

  • 100 ml de aceite de oliva virgen extra

Sal

  • 1 cucharadita de sal

Agua

  • 100 ml de agua fría

Estos ingredientes son suficientes para hacer una masa de tarta salada de tamaño estándar. Si necesitas hacer una tarta más grande, simplemente duplica las cantidades.

Paso a paso para hacer la masa de tarta salada con aceite

Ahora que tienes todos los ingredientes listos, puedes comenzar a preparar la masa de tarta salada con aceite siguiendo estos sencillos pasos:

Paso 1: Mezclar los ingredientes secos

En un recipiente grande, tamiza la harina y añade la sal. Mezcla bien para asegurarte de que la sal se distribuya de manera uniforme en la harina.

Paso 2: Añadir el aceite y mezclar

En el centro de la harina, haz un hueco y vierte el aceite de oliva. Con un tenedor o tus manos, comienza a mezclar el aceite con la harina hasta obtener una textura arenosa.

Paso 3: Agregar agua y formar la masa

Añade el agua fría de a poco mientras sigues mezclando la masa. Continúa agregando agua hasta que la masa se una y puedas formar una bola. Es posible que no necesites utilizar toda el agua, así que ve agregando de a poco para evitar que la masa quede demasiado húmeda.

Paso 4: Reposar y enfriar la masa

Envuelve la masa en papel film y déjala reposar en el refrigerador durante al menos 30 minutos. Este paso es importante para que la masa se enfríe y se relaje, lo que facilitará su manejo y evitará que se encoja al hornearla.

Una vez que la masa haya reposado, estará lista para utilizarla en tus recetas de tartas saladas favoritas. Simplemente estírala con un rodillo sobre una superficie enharinada y colócala en el molde para tarta. Puedes rellenarla con los ingredientes de tu elección y hornearla según las indicaciones de la receta que estés siguiendo.

Recetas de rellenos para la tarta salada

La masa de tarta salada con aceite es muy versátil y combina bien con una amplia variedad de rellenos. Aquí te presento algunas ideas deliciosas:

Relleno de espinacas y queso feta

Saltea espinacas frescas en aceite de oliva con ajo picado. Agrega sal y pimienta al gusto. Extiende esta mezcla sobre la masa de tarta y esparce queso feta desmenuzado por encima. Hornea hasta que la masa esté dorada y el queso se haya derretido.

Relleno de jamón y queso

Cubre la masa de tarta con una capa de queso rallado de tu elección. Luego, coloca jamón en trozos sobre el queso. Si lo deseas, también puedes añadir algunas verduras como cebolla o pimientos. Hornea hasta que la masa esté crujiente y el queso esté derretido.

Relleno de champiñones y cebolla

Saltea cebolla en rodajas y champiñones en aceite de oliva hasta que estén dorados. Añade sal, pimienta y hierbas de tu elección. Extiende esta mezcla sobre la masa de tarta y hornea hasta que la masa esté dorada.

Estas son solo algunas ideas, pero puedes dejar volar tu imaginación y experimentar con diferentes ingredientes y sabores. La masa de tarta salada con aceite combina bien con carnes, vegetales, quesos y hierbas, así que las posibilidades son infinitas.

Tips y trucos para hacer la mejor masa de tarta salada con aceite

Aquí tienes algunos consejos prácticos para hacer una masa de tarta salada con aceite perfecta:

Utilizar harina de calidad

Elige una harina de buena calidad para obtener mejores resultados. La harina común funciona bien, pero si quieres una masa más crujiente, puedes probar con harina de trigo integral o harina de espelta.

Controlar la cantidad de agua

Agrega el agua de a poco y mezcla bien antes de añadir más. La cantidad de agua puede variar según la humedad de la harina y otros factores, así que es importante ir agregando de a poco para obtener la consistencia adecuada.

Enfriar la masa antes de utilizarla

Reposar la masa en el refrigerador durante al menos 30 minutos antes de utilizarla ayudará a que se enfríe y se relaje. Esto evitará que se encoja al hornearla y facilitará su manejo.

Preguntas frecuentes

¿Puedo utilizar otro tipo de aceite en la masa de tarta salada?

Si no te gusta el sabor del aceite de oliva, puedes utilizar otro tipo de aceite vegetal en su lugar. El aceite de girasol, el aceite de canola o el aceite de aguacate son buenas opciones.

¿Es necesario reposar la masa antes de utilizarla?

Sí, es recomendable dejar reposar la masa en el refrigerador durante al menos 30 minutos antes de utilizarla. Esto ayudará a que la masa se enfríe y se relaje, evitando que se encoja al hornearla.

¿Puedo congelar la masa de tarta salada con aceite?

Sí, puedes congelar la masa de tarta salada con aceite. Envuélvela en papel film y colócala en una bolsa o recipiente hermético apto para congelación. Puedes almacenarla en el congelador por hasta 3 meses. Para utilizarla, simplemente descongela en el refrigerador durante la noche antes de utilizarla.

¿Cuánto tiempo puedo conservar la masa en el refrigerador?

Siempre es mejor utilizar la masa de tarta salada con aceite lo antes posible para obtener los mejores resultados. Sin embargo, si necesitas almacenarla, puedes envolverla en papel film y guardarla en el refrigerador por hasta 3 días.

Con estos consejos y recetas, estarás listo/a para sorprender a tus invitados con deliciosas tartas saladas hechas con una masa irresistible. ¡Disfruta de la versatilidad y los beneficios de la masa de tarta salada con aceite!

Conclusión

La masa de tarta salada con aceite es una alternativa deliciosa y saludable a la masa tradicional hecha con manteca o mantequilla. Utilizar aceite de oliva en la masa le da un sabor único y una textura más ligera y crujiente. Además, la masa de tarta salada con aceite es apta para personas con intolerancia a la lactosa o que siguen una dieta vegana.

Con ingredientes simples como harina, aceite de oliva, sal y agua, puedes hacer una masa de tarta salada con aceite en pocos pasos. Una vez que la masa haya reposado en el refrigerador, estará lista para ser estirada y utilizada en tus recetas favoritas. Puedes experimentar con diferentes rellenos, como espinacas y queso feta, jamón y queso, o champiñones y cebolla.

Recuerda seguir los consejos y trucos para obtener la mejor masa de tarta salada con aceite. Utiliza harina de calidad, controla la cantidad de agua y deja reposar la masa antes de utilizarla. Si tienes alguna pregunta, consulta nuestras preguntas frecuentes.

No esperes más y prueba la masa de tarta salada con aceite en tus recetas. Sorprende a tu familia y amigos con tus habilidades culinarias y disfruta de una opción más saludable y deliciosa para tus tartas saladas.

No te olvides de revisar nuestras otras publicaciones relacionadas con recetas de tartas y masas para obtener más inspiración y consejos prácticos. ¡Buena cocina!

Puntúa esta receta

Publicaciones Similares